Consideraciones de la FEA

Proteger la Llave Privada

La llave privada debe ser celosamente protegida. Para ello debemos impedir que la misma corra riesgo de ser utilizada por otras personas. Si por alguna causa sospechamos que nuestra llave privada ha caído en manos ajenas, debemos suspender el certificado digital logrando con ello que caduque su validez.

 Firmar los Documentos Digitales

Cada vez que enviamos un correo, o cualquier otro tipo de documento digital podemos utilizar nuestro certificado digital para que la persona que lo recibe sepa con seguridad quién se lo ha mandado y que el mensaje original no ha sido modificado. Para ello debemos firmar electrónicamente el documento digital.

Cifrar los Documentos Digitales

Si la persona a la que le enviaremos el correo también tiene un certificado digital, podremos cifrar (o encriptar) el mensaje para que sólo pueda ser descifrado (o desencriptado) por el destinatario. También se asegura que el mensaje no ha sufrido modificaciones.